En Brasil, utilizan una innovadora técnica reconstructiva vaginal para mujeres trans

La paciente dijo sentirse completa tras la cirugía. Usaron piel de pez que ya se estaba empleando para tratar quemaduras graves.

Maju es brasileña, tiene 35 años y es la primera mujer trans en someterse a una exitosa cirugía reconstructiva vaginal en la que se utilizó piel de pez tilapia. La técnica ya es empleada para tratar quemaduras graves y fue reconocida en varios congresos de cirugía por las ventajas en comparación con la piel de cerdo, e incluso por sobre la humana. El equipo médico es liderado por el ginecólogo Profesor Leonardo Bezerra, de la Universidad Federal de Ceara (UFC) en Fortaleza, noreste de Brasil. El especialista reveló: «Pudimos crear una vagina de longitud fisiológica y la paciente se recupera muy bien».

La historia

La paciente transexual decidió hacer la transición hace 20 años, con el apoyo de su familia. En su adolescencia, se había dado cuenta de que era una mujer que vivía en el cuerpo de un hombre. Maju dijo a los medios locales: “Fui la cuarta persona en Brasil en 1999 en tener, lo que era entonces, cirugía experimental. Pero hace diez años desarrollé estenosis vaginal. La apertura de mi vagina comenzó a estrecharse y acortarse, y el canal colapsó». Sufría una incomodidad constante que le impidió tener relaciones sexuales con su pareja durante 12 años y finalmente, se divorciaron. Resignada a vivir una vida célibe, Maju, que trabaja como florista, regresó a su casa para vivir con su madre en Sao Paulo.

El doctor Bezarra explicó sobre la complicación que:

Para revertir este problema, el método más común es hacer un injerto de piel tomado de otras partes del cuerpo, generalmente de los intestinos, para aumentar la anchura y la longitud del canal. Este tipo de cirugía es invasiva, larga y deja cicatrices. «El gran beneficio de nuestra técnica es que es mínimamente invasiva y no hay necesidad de hacer incisiones abdominales», argumentó el especialista.

Las investigaciones muestran que la piel de tilapia es resistente a las enfermedades con pocas posibilidades de rechazo, ya que no existe una infección cruzada entre los peces y los humanos, a diferencia de lo que ocurre con otros animales.

Antes de ser empleada, la piel de tilapia se somete a un proceso extenso y riguroso de esterilización e irradiación en el Núcleo de Investigación y Desarrollo de Medicamentos (NPDM, por sus siglas en inglés) que forma parte de la UFC.

El resultado final es un producto de color claro, sin olor, que se empaqueta al vacío y se almacena en frío por hasta dos años en el primer banco de estacas de tilapia inaugurado en 2017.

El caso de Maju

Para reconstruir la nueva vagina, se insertaron dos moldes cubiertos con la piel de pescado esterilizada y sin olor, que se dejaron en la cavidad vaginal por seis días. La membrana de tilapia es rica en colágeno tipo 1, una sustancia que promueve la curación y tiene una firmeza y elasticidad que es tan fuerte y resistente como la piel humana. Según los informes, los injertos fueron absorbidos y se transformaron en tejido celular similar al de una vagina real.

«Estoy encantada con el resultado, al fin me siento como una mujer real», dijo. Un segundo dispositivo hecho de silicona se introdujo en la vagina y va a quedar ahí por seis meses para evitar que las paredes vaginales se cierren nuevamente. «Ella camina bien, no tiene dolor y está orinando normalmente. En un par de meses, creemos que podrá tener relaciones sexuales», concluyó Leonardo Bezerra, desde Brasil.

¿Y en la Argentina?

Desde ConBienestar nos comunicamos con la doctora Noelia Cabrera (MN 141308), del servicio de Endocrinología del Hospital Fernández y nos dijo que: “Es una noticia muy interesante, pero hay que tener en cuenta que es a nivel experimental. Es el primer caso y hay que ver la evolución a largo plazo para saber si se puede reproducir en una población más grande. Además, agregó que en nuestro país estamos lejos de llegar a eso ya que hay una brecha muy grande entre la oferta y la demanda. Solo en el Hospital Gutierrez de La Plata hay una lista de espera de seis años para la cirugía de confirmación de sexo y en el Hospital Durand, la demora es de tres. También remarcó que no toda la población trans quiere operarse.

  • https://tn.com.ar/salud/lo-ultimo/en-brasil-utilizan-una-innovadora-tecnica-reconstructiva-vaginal-para-mujeres-trans_962866

2019-05-17T02:04:30+00:00